Curiosidades y leyendas Edificios desaparecidos Personajes e historia

Las ‘falsas’ fundaciones del conde Ansúrez en Valladolid

13 noviembre, 2018

La tradición oral y la leyenda arman buena parte de la historia que conocemos sobre el conde Pedro Ansúrez y su estrecha relación con Valladolid. No es de extrañar, pues es tan escasa la documentación histórica relativa a las fundaciones en la villa que repobló –que no fundó, como ya hemos explicado- que la mayor parte de las obras que le atribuye el saber popular se construyeron después de su muerte.

Se dice que el conde Pedro Ansúrez y su mujer la condesa Eylo dotaron a Valladolid con la Colegiata de Santa María, la Iglesia de Santa María de la Antigua, el Puente Mayor y el Hospital Esgueva.

Lo único que se puede afirmar con rigor histórico es que el noble matrimonio fundó la Colegiata de Santa María, cuyos restos adosados a la Catedral son el único legado material del conde que se conserva –otros edificios documentados, como varios molinos o la Iglesia de San Cosme y San Damián, han desaparecido-. Una carta –aún conservada- confirma la consagración de la Colegiata el día 21 de mayo de 1095.

Colegiata de Santa María Valladolid

Colegiata de Santa María en Valladolid

Leyendas en torno al conde

Son muchas las historias que adornan y vanaglorian su figura. Es cierto que repobló el pequeño asentamiento rural y sentó las bases para convertir a Valladolid en una de las ciudades más prósperas de la Edad Media, incluso, capital del reino en dos ocasiones. Pero su honda huella en la ciudad no se ha impreso como patrimonio tangible.

No hay constancia de que la actual Iglesia de Santa María de la Antigua existiera antes de 1177 (se cree que el conde murió en 1119) y toda edificación anterior se ha perdido. Tampoco se puede asegurar la existencia del Hospital Esgueva en época del conde; de hecho, la documentación más antigua data de unos 70 años después de su muerte. Aun así, el conocido como Hospital de Esgueva, hoy desaparecido, fue identificado en su día entre los vecinos como palacio y residencia de Pedro Ansúrez.

La primera mención al Puente Mayor, atribuido a la condesa Eylo y protagonista de dos leyendas (protagonizadas por el diablo y por el moro Mohammed), es de 1187. No obstante, sí es posible que hubiese un paso a esta altura del río Pisuerga y que datase de época de los condes, pero sería una plataforma de madera, nada que ver con la robusta pasarela de piedra que conocemos.

¿Cómo se han asentado estas leyendas?

Una leyenda repetida mil veces suele terminar asentada en la memoria popular. Si se suma la voluntad de personas respetadas por apuntalar estas creencias, ese dicho se convertirá en verdad para no pocas personas.

espada conde ansurez

Espada atribuida por la tradición popular al conde Ansúrez. Museo de Valladolid.

Esto es, a grandes rasgos, lo que ha ocurrido con la memoria de Pedro Ansúrez. Conservamos reliquias que han venido a engrandecer la historia del noble, pero que ni siquiera pertenecen a su época. Así ocurre con la espada que atesora el Museo de Valladolid, atribuida por la tradición al conde, pero que fue forjada en el siglo XV.

Nobles de esta misma época impulsaron la leyenda. Un ejemplo es el de Diego de Sarmiento, conde de Gondomar, que demostró tanto interés por la glorificación de su persona: encargó, como diputado de la Real Casa de Santa María de Esgueva (Hospital Esgueva), el retrato de Pedro Ansúrez más conocido entre los vallisoletanos, el que preside el Salón de Recepciones de la Casa Consistorial, que fue pintado en 1608. ¡Ni siquiera el ropaje que luce el joven noble tiene rigor histórico, pues viste a la moda del siglo XIV!

El propio sepulcro del conde en la Catedral apuntala la leyenda: una gran cartela resume, entre sus fundaciones, “Iglesia mayor (la colegiata de Santa María), el Antigua, y la gran puente, San Nicolas, y otras tales (…) Dexó el Hospital de Esqueva con otros dos hospitales…”.

Sea como sea, y aunque no conservemos un legado patrimonial de relevancia, el conde pedro Ansúrez merece el estatus y el cariño que le otorga la ciudad de Valladolid, en cuya historia fue determinante desde que este joven noble, con gran intuición política, decidió apostar por su engrandecimiento.

Recomendaciones

2 Comentarios

  • Reply Diseño web Valladolid 26 noviembre, 2018 at 03:20

    Me gusta mucho el blog sobre los datos que publican sobre la ciudad. En hora buena ir conociendo un poco mas de la historia de la ciudad , de sus personajes y de las leyendas que lo rodean.

    • Reply administrador 26 noviembre, 2018 at 07:43

      ¡Muchas gracias por tu comentario!

    Deja un comentario

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies